Un equipo de científicos crean un anticuerpo que destruye el coronavirus en las pruebas de laboratorio